Diseño hospitalario: construyendo los centros sanitarios del futuro

El diseño hospitalario, en los últimos años, está evolucionando a gran velocidad, incorporando paulatinamente elementos y conceptos que responden a las necesidades de pacientes, familias y personal sanitario

 

No en vano, cada vez somos más conscientes del brutal efecto de los hospitales sobre el planeta a nivel de huella de carbono, consumo de energía, la producción de dioxinas carcinogénicas por la incineración de los desechos hospitalarios, etc.

Así, los centros de salud son instalaciones que, en aras de proveer atención de salud con calidad y calidez, no pueden dejar de lado las connotaciones técnicas, tecnológicas, administrativas y éticas que este asunto lleva aparejadas. 

Los hospitales requieren una amplia gama de recursos humanos, materiales, económicos y tecnológicos, de forma tanto individual como conjunta e integrada, con una estructura clara, sostenible y optimizada. Un todo en uno en el que la planificación y diseño de hospitales tiene la primera y última palabra.

 



© Copyright. EKH Children’s Hospital Bangkok

 

Consejos para mejorar el diseño de un hospital

Todo proceso de diseño de hospitales incorpora e integra características innovadoras necesarias para apoyar y sostener los distintos modelos hospitalarios. 

El diseño hospitalario del presente y del futuro persigue que los pacientes y el personal médico esté lo más cómodo posible sin que se resienta la eficacia de los servicios. Por ello, es imprescindible tener varios elementos sobre la mesa a la hora de planear el diseño de un hospital.

 

1. Mejora de la eficiencia

Si el diseño se adapta a las necesidades de cada hospital, abarcando cualquier área, eso se traducirá en una garantía de mayor eficiencia y productividad. También es más que recomendable incluir un plan específico para los profesionales médicos que trabajarán allí, para que se sientan partícipes del conglomerado en todo momento.

 

2. Estabilizar instalaciones

A la hora de construir centros sanitarios, la estabilización de las instalaciones es un concepto que solo trae ventajas, como un ahorro mayúsculo en recursos y costes.

 

3. Flexibilidad de espacios

Eliminar barreras y muros, facilitar la integración de las salas de diagnóstico, contar con más equipos móviles y multidisciplinares, supone a la postre flexibilizar los espacios, impulsando la productividad y la eficiencia.


© Copyright. MUSC Shawn Jenkins Children’s Hospital. Charleston. USA

 

4. El personal como foco de atención

Las necesidades del personal de salud a la hora de diseñar un recinto hospitalario son una parte más, y no menor, de dicho proceso. A mayor seguridad, calidez y calma, mejor trabajo de los profesionales. Por el contrario, si no hay una buena línea ergonómica y funcional, o si el personal es insuficiente, los datos avalan que el índice de mortalidad es mayor, así como las infecciones asociadas al cuidado, los niveles de estrés y agotamiento, etc.

 

5. Pensando en el confort

La habitación no es el único espacio, ni mucho menos, en el que hay que pensar a la hora de diseñar. Un buen entorno, pasillos amplios y agradables, espacios de descanso óptimos y lugares que de alguna manera inspiren a descansar, mejorarse o tomar el sol, son el futuro.


© Copyright. MUSC Shawn Jenkins Children’s Hospital. Charleston. USA

 

6. Equipos innovadores

Tanto para ahorrar costes como para mejorar la productividad y eficacia del personal, disponer de dispositivos innovadores, como las máquinas dispensadoras automatizadas, son ineludibles en cualquier planificación. En definitiva, el diseño inteligente de la distribución del espacio ha de ser una solución y no un problema. Eso redundará, por ejemplo, en que los equipos para hospitales se adecuen a nivel de dimensiones.

 

7. Materiales constructivos y desechos

Ergonomía, facilidad de esterilización, adaptabilidad y calidad. Son los cuatro factores clave para realizar el diseño del hospital. Por su parte, otro de los puntos que hay que valorar decisivamente es el proceso de eliminación de residuos. 

 

 

 

La importancia del sistema eléctrico

Otro de los aspectos clave es el diseño un sistema eléctrico en hospitales. Los centros sanitarios requieren de sistemas eléctricos cuyos requisitos son diferentes a una instalación doméstica. Y es que considerando que el uso de tantos equipos vitales, que se alimentan de energía eléctrica, ésta se convierte en una especie de protagonista en el escenario hospitalario.

 

“Es importante comprender que cada hospital tiene sus necesidades particulares, por lo que crear un sistema eléctrico estándar ya es un error.”

 

Además, debe haber un sistema eléctrico de emergencia, con medidas a tener en cuenta como la instalación de sistemas de alimentación ininterrumpida SAI o sistemas de alimentación IT, capaces de garantizar la calidad del suministro de energía.

 

 

 

La evaluación de la arquitectura hospitalaria

Al respecto, la Universidad Politécnica de Madrid (UPM), junto al Instituto de Salud Carlos III (ISCIII), llevaron a cabo un estudio sobre la evaluación de la arquitectura hospitalaria usando la metodología de ´diseño basado en evidencias´, cuya finalidad es establecer un vínculo directo entre estrategias de diseño y resultados médicos. 

Sobre el potencial del diseño arquitectónico en la recuperación de pacientes, la UPM ha diseñado una herramienta capaz de evaluar la calidad ambiental y funcional de las unidades de un hospital en funcionamiento. Esta herramienta permite identificar posibles actuaciones de mejora y ordenarlas según su coste, lo que puede resultar de gran utilidad para las instituciones sanitarias.

Se trata de un estudio que deja a las claras lo que la evidencia científica viene indicando desde hace décadas: la influencia de la arquitectura en la salud de las personas. Así, un estudio publicado en los años 80 en la revista Science demostró que los pacientes que tenían vistas a entornos vegetales desde su habitación del hospital permanecían menos tiempo ingresados y necesitaban menos analgésicos.

 

 

Ejemplos de diseño hospitalario

 

Clínica Sint Maartenskliniek – Nijmegen (Holanda)

A lo largo y ancho del mundo, el diseño de hospitales del futuro partiendo del presente es una realidad. Es el caso de la Clínica Sint Maartenskliniek, en Nijmegen (Países Bajos). Se trata de un edificio que se basa en innovaciones técnicas para dar control físico, social y emocional a los pacientes sobre su salud. Una apuesta que logran mediante un operativo moderno y complejo en un amplio centro de rehabilitación, equipado totalmente para una estancia larga. 

Esta clínica también ha consolidado su espacio en clara conexión con la naturaleza, al igual que la Polyclinique Courlancy, a las afueras de París. El que es uno de los mayores hospitales privados de Francia se ha construido como un edificio en el que, gracias al aluminio y el vidrio, el ahorro energético y aprovechamiento de la luz son el pan de cada día. 

Puntero a nivel medioambiental, con este diseño hospitalario se ha logrado la proyección de un edificio de bajo consumo, con habitaciones con orientación sur, dando importancia a la luz natural y a las zonas verdes. Un sitio que espera atender a casi 100.000 pacientes al año.



© Copyright. Sint Maartenskliniek

 

 

Hospital Vall d’Hebron – Barcelona

En España, el Centro de Neonatología Avanzada Vall d’Hebron tiene en marcha un proyecto que busca situar a la familia en el centro de los cuidados del recién nacido, creando espacios familiares que faciliten y protejan su intimidad dentro del hospital, en los que se sientan cómodos y donde tengan siempre el asesoramiento los profesionales. 

Se trata del Proyecto “Contigo como en casa”, un espacio de casi 450m² que comprende 12 habitaciones privadas para familias con bebés prematuros o con patología crónica, con comunicación directa con Cuidados Intensivos y Semicríticos Neonatales a través de un pasillo central.



© Copyright. Hospital Universitari Vall d’Hebron

 

 

En Madrid, el Servicio de neonatología del Hospital 12 de Octubre inauguró en febrero de 2020 una nueva unidad híbrida que transforma las salas abiertas en habitaciones familiares, tanto para cuidados intensivos como para cuidados intermedios.

 

Dejar comentario

Your email address will not be published.

Compartir

Copiar enlace al Portapapeles

Copiar