gestion hospitalaria

5 tendencias de la sanidad en 2022

La ingeniería hospitalaria, seguridad eléctrica, la consumerización de la sanidad, la movilidad y la telemedicina, son algunos de los retos que marcarán el devenir de la salud global este año.

Como cada inicio de año, siempre es interesante hacer un análisis de las tendencias que nos encontraremos en el ámbito sanitario. Con la vista puesta en este 2022, en Ethko hemos detectado algunos de los principales ítems o elementos que serán determinantes en los centros hospitalarios. De entrada, no podemos dejar de lado la pandemia, que si bien ya no causa los mismos estragos que en 2020 e inicios de 2021, sí hay que tener en cuenta que se va a dar la transición de pandemia a endemia.

Habrá nuevos tratamiento y vacunas en el mercado y en el sector para hacer frente a la Covid-19. Al respecto, el refuerzo de la atención primaria es un sí o sí que, sin embargo, produce más incertidumbre que otra cosa. Este virus ya sabemos que se ha hecho persistente en miles de personas, cosa muy a tener en cuenta. Los fondos europeos para sanidad, el impacto de la salud mental… Los temas serán muchos y variados.

Sin embargo, sí podemos hablar de las 5 principales tendencias que marcarán la senda de la salud en 2022.

Perspectiva actual del gasto energético hospitalario

Mejorar la eficiencia en el consumo energético en los hospitales conlleva numerosas ventajas y es un aspecto crucial para el futuro de estos centros sanitarios en los próximos años.

El precio de la luz está disparando un 25% los costes energéticos de los hospitales. Esa es la realidad que están viviendo los centros sanitarios debido a la crisis global energética, que está encareciendo el precio de la luz a límites inabordables para numerosas personas y empresas. 

Según recoge Redacción Médica, los centros hospitalarios están atravesando momentos muy duros y de incertidumbre por el incremento interanual del precio de la luz del 25%. Según Sedisa, 100.000 euros es la factura mensual por consumo eléctrico de un hospital medio. Los hospitales gastan cada vez más energía porque asumen más y más actividades, y además el IVA que pagan y tributan es el 21%: no hay precio reducido para estas tarifas. 

Tal y como explican, buena parte de los centros sanitarios del país no tiene cerrado el precio de la electricidad. Esto hace que haya un aumento real sobre lo que pagan en cada factura. Máxime, teniendo en cuenta que el consumo energético de los hospitales ronda el 3% del total del país.